tendencias

Post Parto

Hoy en el Día de la Madre deseamos comentar un tema se trata de el puerperio, una etapa que viví y se refiere al tiempo que pasa desde el parto hasta que nuestro cuerpo -y órganos- vuelvan a posicionarse a su estado original. Lo recuerdo cñaramente pese a que mi hija ya tiene tres años, pues lo conversé con mi ginecobstetra, ya que pese a que es una etapa muy dura, lo esencial fue siempre equilibrar como fuera mi estado de ánimo ¿cómo lo suplí? escribiendo en este blog y realizando actividades, como soy periodista seguí asistiendo a eventos y me relacionaba con otras mujeres o personas positivas para evitar hacer caso a la avalancha hormonal que sufría. Acá una imagen post parto, a los dos meses de dar a luz a mi bebita.

“Tras dar a luz, una mujer sufre un sinnúmero de cambios hormonales, que se reflejan de forma física y psicológica. Entre ellos se encuentran el aumento de la vellosidad, cambios en el cabello, en la piel e, incluso, en el aumento o pérdida de peso”, señala Paula Molina, químico farmacéutico de Farmacias Ahumada.

Uno de los más comunes son los problemas en la piel. “Debido al aumento de los estrógenos en el embarazo, la piel resplandece. No obstante, después del parto, éstos bajan vertiginosamente, dejando una piel que parece apagada, seca y sin vida”, indica Molina. Aún cuando existen cremas y tratamientos para recuperar un aspecto saludable, la químico farmacéutico recomienda seguir una dieta saludable para lograr el objetivo. “consumir abundante agua y alimentos ricos en vitaminas C y A, como cítricos o grasas animales –que se encuentran en mantequilla o lácteos-, ayudarán a la síntesis del colágeno y a retrasar que los radicales libres aceleren el proceso de envejecimiento”, enfatiza.

Asimismo, la caída en la cantidad de estrógeno afectará la salud capilar de la nueva mamá. “La caída del cabello es lo que más preocupa a las mujeres, aunque ésta debería estancarse luego del segundo mes posterior al parto. Existen productos de índole natural que pueden ayudar a este fenómeno y no afectarían el periodo de amamantamiento, aunque lo más recomendable es seguir una dieta saludable”, indica Molina.

Lo importante en este período es mantener o comenzar con una alimentación balanceada, que ayudará a que los cambios hormonales no generen mayores consecuencias en el quehacer de la madre. “Es la mejor forma de ayudarse para atravesar por este periodo de cambios que, sin duda, marca la vida”, finaliza Molina. ¿Interesante, no? a seguir estos consejos

También te podria interesar:

@AnitaZuniga ☆ Journalist ♡ Consumista ★Shopaholic ★ FreeLance ★ Fashion Blogger ★ CinemaLover ★ ReadLover ★ CatLover ★ Runner ♡